Cosas raras de la naturaleza (Parte II)

En un artículo anterior ya te hemos contado curiosidades que encontramos en medio de la noche, como luces o ruidos que tienen un origen desconocido. Te seguimos contando más…

Granizo

Granizo

Como te contamos anteriormente la luz provoca espectáculos más que asombrosos. Entre los más asombrosos que se pudieron observar se encuentra el que más tarde fue conocido como “Día Oscuro”. En las costas de Nueva Inglaterra el 19 de mayo de 1780 ocurrió que la noche llegó de repente a las 10.30 horas. Comenzó a verse una oscuridad fuera de lo normal y a las 11 seguía creciendo hasta que a las 12.21 horas todo el mundo empezó a encender sus velas, las ranas croaban de una manera extraña y los pájaros que sólo cantaban por las tardes empezaron a no hacerlo. La explicación que se le daba a los días oscuros era que el humo de los incendios en los bosques lejanos se expandía, algo que era sumamente razonable ya que muchas veces la penumbra iba acompañada por lluvia negra y hollín.

Otro caso similar, pero en donde llovió sin nubes, sucedió en el año 1935 en Oxfordshire (Inglaterra). Según los datos que brindó el Meteorological Magazine durante más de 10 minutos estuvo lloviznando en un día totalmente despejado. La causa fue la temperatura tan baja que hasta las más finas gotas de vapor se convirtieron en copitos de nieve y en vez de fundirse se convirtieron en gotitas de llovizna. Ésto pasa en las zonas polares, un fenómeno al que se denomina “polvo de diamante”.

En el año 1661 se formaron siete arco iris como consecuencia del hielo. Ésto sucedió en Polonia. Como los arco iris eran siete al fenómeno se lo llamo “los siete soles”. En el año 1790, por su parte, sobre el cielo de San Petersburgo brillaron 6 soles desde las 7.30 de la mañana hasta pasado el mediodía.

Cambiando de fenómeno y acordándonos de nuestros amigos los agricultores. Para ellos no hay fenómeno que les ocasiones más miedo que el granizo, y no precisamente porque les resulte extraño, sino porque cuando graniza las consecuencias suelen ser devastadoras, perdiendo muchas veces todo lo sembrado. En marzo de 2008 en la ciudad de Estados Unidos de Lula un hielo del tamaño de una pelota de básquet rompió un tejado. Menos mal que fue uno sólo y no miles sobre una plantación agrícola.

En enero de 2002 cayó también desde el cielo un hielo que llegó a pesar 18 kilos y formó un cráter de casi medio metro de profundidad.

Luces, sombras, hielo… todos fenómenos que nos asombran, pero ¿qué pasa con nuestro oído?. Seguramente él también quedará maravillado de escuchar los sonidos de la naturaleza y dejar de lado los ruidos conocidos de automóviles, motos y aviones. Uno de los sonidos más conocidos recibe el nombre de mistpouffers (en Francia), marina o brontidi (en Italia), uminari (en Japón) o retumbos (en América del Sur). Se trata de explosiones de las que se tiene registro desde el siglo XIX y sólo se perciben en la costa. Se cree que son explosiones de gas natural que proceden de la placa continental que se encuentra debajo de los océanos.

Y así concluimos por ahora la descripción de estos fenómenos…. Es que el planeta oculta muchos misterios naturales que desafían a nuestros científicos.

Más información: Curiosidades Naturales

Imagen: fidespotosi.com


También te puede interesar...

  • aldo camillieri

    ps esta muy chido su articulo lleno ded curiosidades
    pero falta concluir.