Reinado de Rómulo, muerte de Remo

Este artículo intentará ser el punto de partida para adentrarnos en una de las civilizaciones más asombrosas que hemos conocido, si bien es cierto que en otras ocasiones hemos hablado de los romanos, a partir de ahora empezaremos a tratar algunos temas com más profundidad. Empezaremos contándote la historia de los primeros reyes de Roma.

El rapto de las sabina

El rapto de las sabina

De acuerdo a los ritos etruscos, Rómulo trazó el circuito de la nueva ciudad con la reja de un arado alrededor del Palatino. Fue lo que llamó pomaerium. Ya había hecho abrir los cimientos de los muros, cuando Remo, que estaba celoso del poder real de su hermano se burló de sus ideas y empezó a insultarlo y este no dudó en matarlo con sus propias manos. Encontrándose solo en posesión del poder le dio su nombre a la nueva ciudad (como lo hacían todos los nuevos fundadores).

Cuando las murallas de Roma estuvieron concluidas, abrió un asilo al pie del Capitolio en el cual se refugiaron una porción de aventureros deseosos de mejorar su suerte, les dio lugar sin mucho requisito previo, por lo cual aumentó el número de subditos (ojo! dije el número, pero no la calidad). Después quiso unir a estos hombres con mujeres de  las poblaciones vecinas, ya que faltaban mujeres en su nuevo reino. Pero sus proposiciones fueron rechazadas, entonces tuvo que cambiar de planes.

Como Rólmulo era un hombre que no carecía de ideas se le ocurrió lo positivo que sería  preparar juegos en honor de Neptuno. Y a la fiesta invitó a las más bellas mujeres, a los sabinos y a cuanta persona importante le pudiera otorgar brillo al espectáculo. Durante el festival los beninienses y los antemnatas se armaron para vengar tal destreza pero Rómulo los venció y subió al Capitolio cargando cos sus despojos. Llegaron hasta tomar la ciudadanía y a rechazar el ejército romano hasta la antigua puerta del Palatium. El valor de Rómulo fue bastante poderoso para restablecer el combate, y ya los romanos volvían a tener la ventaja, cuando las sabinas, se arrojaron entre los dos ejércitos y consiguieron intervenir en  la pelea y firmar la paz.

Según el tratado que se estableció, los dos pueblos formaron una sola nación. La pica sabina (quiris) pasó a ser el arma de la legión, los romanos utilizaron el titulo de quirites y los dos monarcas Rómulo y Tacio, convinieron en repartirse la autoridad suprema. Roma tuvo la ventaja de convertirse en capital del imperio, lo cual dobló sus fuerzas e importancia. Se duplicó el número de los senadores, que era primitivamente de 100 y sus descendientes tomaron el nombre de patricios. Trescientos guerreros jóvenes (celeres) formaron la guardia del rey y constituyeron la orden de los caballeros y además los ciudadanos fueron comprendidos en el de los plebeyos.

Cansado de compartir el trono con otro rey, Rómulo hizo asesinar a Tacio y se convirtió en dueño del poder soberano. Los fidenatas, celosos del poder de la ciudad de Rómulo anunciaron la guerra y saquearon todo el país que se extendía entre Roma y Fidenes. Rómulo, por su parte, alarmado de la sorpresiva invasión planea una emboscada, atrae al enemigo a ella y termina con él.

Rómulo se apoderó de una parte de su territorio y asoló la otra para castigar las devastaciones que ellos habían cometido en el territorio romano.

Fuente: Historia Romana – Curso de Historia Universal
Imagen: Rómulo


También te puede interesar...